Para cada servicio de TI asignamos un gestor con rol de supervisión detallando sus responsabilidades dentro del mismo proceso, que cuente con el empoderamiento necesario para revisar, validar, guiar y corregir cualquier posible desviación en el cumplimiento de los procesos.